domingo, 22 de marzo de 2009

La Sonnambula desde el Met

Una de las retransmisiones más esperadas desde el Met era sin duda la Sonnambula protagonizada por Natalie Dessay y Juan Diego Flórez, que suponía la vuelta de las peripecias de Amina al Met, después de casi treinta años. Volvió, sí, con polémica, sobre todo debido a la puesta en escena de Mary Zimmermann (la misma de la Lucia "victoriana" que han cantado la propia Dessay, Damrau y Netrebko), que fue abucheada el día del estreno (aunque Dessay le demostró su apoyo, no en vano había especificado a la directora de escena que no quería una Sonnambula tradicional). Y es que esta actualización, que sitúa la acción en una moderna compañía operística que ensaya La Sonnambula, a menudo interfiere en la música, haciendo que el público se ría en los momentos más inoportunos, como en Lisa, mendace anch'essa. Y no es el único caso, pero sí es el más llamativo. Sonará terriblemente arcaico, pero que alguien pueda reírse ahí (o antes de Prendi, l'anel ti dono) me parece sacrílego, aunque también tenía que ver, por lo que han comentado asistentes a las representaciones, con la traducción al inglés que mostraban los subtítulos. Por mí como si quieren situar la acción en otro planeta; pero la propuesta escénica no debería interferir jamás en la música ni desvirtuarla. La Sonnambula es una ópera semiseria, no una sit-com.
Empecemos con los protagonistas. He escuchado grabaciones de los días anteriores, y lo cierto es que Natalie Dessay estuvo mejor que en esas representaciones. Siempre he tenido cierta debilidad por ella, pero últimamente me llevo bastantes disgustos (el anterior también en el Met, con la retransmisión de la Lucia). Escuchémosla en Come per me sereno:

Creo sinceramente que Juan Diego Flórez está destinado a convertirse en referencia histórica del papel de Elvino. Escuchémoslo (a él y al público riéndose) en Lisa, mendace anch'essa:

Y ahora escuchemos a los otros dos personajes principales. Jennifer Black, que se encargó de la antipática parte de Lisa, en De'lieti auguri:

Y Michele Pertusi, nuestro conde:

Pidò, pues bien, gracias. Que sí, me gustó, aunque tampoco me apasione. Mi (gran) problema es que cuando escucho La Sonnambula siempre me acuerdo de Bernstein. O de Bonynge. El pobre Pidò no tiene la culpa de eso.

La Sonnambula - Bellini

Amina ...... Natalie Dessay (soprano)
Elvino ...... Juan Diego Florez (tenor)
Rodolfo ...... Michele Pertusi (bass)
Lisa ...... Jennifer Black (soprano)
Alessio ...... Jeremy Galyon (bass)
Teresa ...... Jane Bunnell (mezzo-soprano)
Notary ...... Bernard Fitch (tenor)

Chorus and Orchestra of Metropolitan Opera
Evelino Pido (conductor)

Parte 1 y Parte 2

2 comentarios:

Gaviot dijo...

Hola Nina. La escuché el día del estreno y también me molestaron las risas. Coincido contigo en que nada debe interferir con la música. Por eso tengo un problema con los subtítulos, me parece que distraen mucho. Y no creas que siempre entiendo lo que cantan, pero por eso me preparo antes de asistir a la función, porque no es como una película de cine o una obra de teatro. Los sentidos y la sensibilidad deberían estar puestos fundamentalmente en la música, y no que ésta sea un acompañamiento. Gracias por compartir los archivos. Fabiana

Tancredi dijo...

Juan Diego se sale:Legato y Coloratura: Matrícula de Honor. Voz de una dulzura extraordinaria y con un volumen considerable.

Pertusi: No está mal, pero no es Ghiaurov.

Dessay: Pianisimos bellisimos. Quizás la voz un poco amezzada.

La orquesta del Met: Sobresaliente, especialmente sección de madera y cuerda.

Dirección Pidó: Sobresaliente.

Función en conjunto de primerísimo nivel.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Mi canal