miércoles, 24 de octubre de 2007

Efemerides musicales: 24 de octubre

Y seguimos recordando las efemérides musicales que se me ponen a tiro y que puedo recordar (con una pequeña ayuda de unas cuantas páginas, que todo hay que decirlo).
  • 1885: Johann Strauss II estrena otra opereta en el Teather an der Wien, esta vez se trata de El barón gitano (Der Zigeurnerbaron), en tres actos, con libreto de Ignaz Schnitzer; dirigía, como no, el Rey del vals en persona. Naturalmente, a Johann Strauss lo conocemos todos de sobra, pero por si acaso tenéis la memoria floja o sentís una inconfesable necesidad, de vez en cuando, de escuchar valses, polkas, y si grabáis los conciertos de Año Nuevo (yo lo hago, no pasa nada por ello ni por reconocerlo, no seáis tímidos), pues he aquí su obertura en sí, el Concierto de Año Nuevo, con sí, la Filarmónica de Viena y... Carlos Kleiber.


  • 1913: nace Tito Gobbi en Bassano del Grappa. Habrá alguno que se pregunte si esto es para celebrarlo, dado el miedo, terror, etc, que el señor Gobbi inspira entre muchos amantes de la ópera (servidora, sin ir más lejos, cada vez le tiene menos ley ya que consigue el extraño fenómeno de estropearme en buena medida las grabaciones de Callas). En la web de HispaOpera dicen de él: "fue uno de los cantantes actores más notables del siglo, lo que hizo que muchas veces se pasaran por alto sus carencias vocales". Desde luego, su talento dramático no se discute. Pare usted de contar. De él me contento con poner imagen, no voy a ser más cruel de lo que soy...






  • 1921. Nace en Travnik, Bosnia, Sena Jurinac. Era hija de un médico croata y de una vienesa. Debutó en 1942 en Zagreb, como la Primera Muchacha Flor de Parsifal, al que siguió el papel de Mimì, Marguerite, la Condesa de las Bodas, etc. En 1945 hizo su debut en Viena en el Teather an-der-Wien como Cherubino en la primera función que se ofrecía en la capital austriaca tras la guerra. Como curiosidad, en la ciudad reinaba entonces el toque de queda, de modo que la representación fue una matinée. Durante los años siguientes se convirtió en estrella de los escenarios vieneses una vez reconstruida la Staatsoper, ampliando su repertorio, si bien no llegó a los niveles de fama de la Schwarzkopf, y no porque no lo mereciera... Aquí os dejo el duo del acto I de Madama Butterfly en particular versión "germánica" de Peter Anders y Sena Jurinac.



No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Mi canal